Móviles

Los teléfonos plegables cada vez están más cerca: Samsung apuesta por ello

El mercado de los smartphones es un mercado cambiante, y las diferentes tendencias que se han marcado durante los últimos años son prueba de ello: el notch de las pantallas, la adición de más (y mejores) cámaras y, finalmente, la adición de múltiples pantallas al dispositivo.

Una de las marcas pioneras en ello es la china ZTE, la cual ha creado un teléfono con dos pantallas, cada una a un lado del terminal. Así pues, Samsung ha ido un paso más allá y ha desvelado sus intenciones con el que presumiblemente sea el próximo “buque insignia” de la compañía.

Primeras imágenes del móvil plegable de Samsung
Al desplegar el teléfono, nos quedamos con una asombrosa pantalla de 7,3 pulgadas

Y es que todo apunta a que los teléfonos plegables no serán una moda pasajera, ya que es evidente que la gente ha cambiado la forma de consumir contenido multimedia, y probablemente este tipo de terminales sean los que tomen el relevo de las -cada vez más- difuntas tablets.

El dispositivo se presentó en el evento Galaxy Unpacked de este pasado 20 de febrero y fue donde se acuñó el nombre de Samsung Galaxy Fold, descartando así el rumoreado nombre “Samsung Galaxy X”, un nombre que, en mi opinión, se asemejaría a lo que Apple hizo en su momento con el iPhone X.

Un hardware a la altura del teléfono

Samsung ha desvelado fechas y características del terminal: éste contará con dos pantallas OLED, aunque tan sólo una de ellas será flexible. La pantalla OLED frontal de 4,5″ será el lugar en el que se mostrarán todas las notificaciones, aunque también se le podrá dar un uso normal si así se desea.

El panel frontal nos mostrará de manera eficaz todo lo que pasa en el terminal
El panel frontal nos mostrará de manera eficaz todo lo que pasa en el terminal

El panel plegable de 7,3 pulgadas es el principal factor de interés del dispositivo, y tanto el hardware como el software trabajarán conjuntamente para ofrecer una experiencia al usuario inigualable.

Asimismo, contaremos con un sistema de batería dual que nos dará un total de 4.380 mAh para alimentar al procesador de 7nm que dará vida al teléfono. El dispositivo disfrutará de 12GB de RAM y 512GB de almacenamiento con soporte para UFS 3.0.

El Samsung Galaxy Fold contará con la última versión de Android, siendo ésta la número 9 o Pie. Samsung ha trabajado duramente en la versión de Android que implementará el dispositivo, tratando de maximizar el uso de todas sus pantallas de manera eficiente y correcta.

Las cámaras tendrán una gran presencia en el Galaxy Fold

Teléfono Samsung Galaxy Fold desplegado
Contamos con cámaras en todo el cuerpo del dispositivo, para no perder detalle en ningún momento

Con respecto a las cámaras, éste modelo no va falto de ellas, si no que incorpora la increíble cantidad de seis sensores independientes, tres en la parte trasera de 16, 12 y 12 Megapíxeles respectivamente; dos en el notch presente en la pantalla más grande, de 10 y 8 Megapíxeles y finalmente una cámara selfie que acompañará a la pantalla de 4,5 pulgadas .

El móvil cuenta con altavoces de la firma AKG, aunque la caja del dispositivo vendrá acompañada por los nuevos Galaxy Buds, los auriculares inalámbricos de la compañía coreana, diseñados conjuntamente por Samsung y AKG, nuevamente.

Finalmente, pero no por ello menos importante, el teléfono estará disponible en cuatro variantes de color diferentes: plateado espacial, negro cósmico, verde marciano y azul astronómico. Dependiendo del color que elijas, la bisagra también será de un color u otro.

Teléfono Samsung Galaxy Fold mostrando su pantalla desplegable
Todo se ha tenido en cuenta a la hora de diseñar el dispositivo para garantizar una experiencia multimedia óptima

El punto más abrumador de este dispositivo es su precio, pero todo apunta a que la mayoría de teléfonos plegables rondarán estos rangos de precios hasta que la tecnología de las pantallas flexibles se asiente en el mercado definitivamente.

Así pues, Samsung ha confirmado el precio de $1.980 que, al cambio, rondarían los 1.780€, aunque probablemente veamos un cambio de divisa 1:1 para el mercado europeo. El lanzamiento del teléfono se espera para principios de abril de este mismo año.

La conclusión (y citando palabras textuales de Samsung) es que los teléfonos plegables, al menos actualemente, serán dispositivos premium. Y el precio deja constancia de ello.

¿Qué opinas de la propuesta de Samsung? ¿Crees que la tecnología de las pantallas flexibles aún debe madurar? Déjanos tu opinión en los comentarios.

Tags